Administración de contactos en Outlook

Administración de contactos en Outlook

En la nueva estructura de Outlook.com, la pestaña de “contactos” se transformó en una mini aplicación. Decimos esto porque en un solo lugar, puedes encontrar toda la información que necesitas sobre un amigo, familiar, compañero de trabajo etc.

Además, ahora es posible vincular tus cuentas de Facebook o Twitter directamente con este magnífico correo electrónico gratuito. Eso significa que con un solo clic, podrás contactar a quien quieras sin tener que abandonar tu bandeja de entrada.

En este sentido, el único traspié que tal vez se llegue a presentar es cuando importamos la lista de contactos de un correo a otro (sobre todo si estos son de compañías distintas). Puede ser que los campos de información no coincidan y por tanto los datos queden incompletos.

Método para cambiar los datos de un contacto

– Entra a Outlook de la manera habitual.

– En la bandeja de entrada, coloca el cursor del ratón sobre la flecha de la barra horizontal, para que así se desplieguen rápidamente todas las aplicaciones. Elegiremos la que dice “Contactos”.

– De forma automática, la barra horizontal cambiará a color naranja y entonces ya podemos comenzar a modificar la información que requiramos. Localiza al contacto al que le vas a agregar o suprimir datos. Para ello, puedes teclear el nombre en la barra de búsqueda o ir observándolos uno por uno.

– Cuando lo ubiques, da clic sobre él y verás como en la parte de arriba te aparecen nuevas opciones. Haz clic en “Modificar” y posteriormente en “Agregar”.

– En el momento en que hayas terminado, sólo deberás oprimir el botón “Guardar”.

NOTA IMPORTANTE: Si por alguna razón, el contacto al que decides adicionarle información pertenece únicamente a una red social, las modificaciones que le hagas, sólo estarán activas en esta función de Outlook. En otras palabras, los datos del contacto original no sufrirán ninguna alteración.

Continuando con el tema de la administración de Outlook, vale la pena destacar que los ingenieros de Microsoft han creado nuevas herramientas de seguridad, para impedir que gente maliciosa pueda acceder a nuestra información personal.

No sé si alguna vez te ha pasado que ingresas a tu cuenta de correo electrónico y notas que algunos mensajes no están o que otros simplemente se encuentran en un lugar distinto al que los habías dejado.

Con el fin de comprobar si efectivamente alguien irrumpió en nuestra cuenta, lo que debemos hacer es ingresar a la opción de “Actividad reciente”.

– En la bandeja de entrada, demos clic en el nombre de la cuenta.

– Acto seguido, en la opción “Configuración de la cuenta”.

– Luego haremos clic en el apartado “Actividad reciente”.

– En ese momento, el sistema de seguridad de Microsoft le solicitará que escriba la cuenta secundaria que tiene vinculada a su correo Outlook. De nuevo, esta medida se hace para evitar suplantaciones de identidad.

Posteriormente, se te enviará un código a esa dirección, el cual deberás colocar en donde se te indique.

Para concluir esta metodología, regresa a “Actividad reciente” y verás como ahora si puedes ingresar. En esa pantalla verás la fecha de los inicios de sesión más recientes.

Si detectas una actividad rara, por favor oprime el botón “No he sido yo” y el proveedor del servicio tomara cartas en el asunto.

Esta entrada fue publicada en Outlook, Tutoriales y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *